El etanal es la principal molécula que combina el SO2 en el vino. El grupo de investigación del ICV ha estudiado las técnicas de análisis y validado un modelo predictivo que permite determinar la cantidad de sulfuroso que es necesario adicionar.

Estos resultados, así como los mecanismos de producción y de consumo de acetaldehído se presentaron en la sesión de poster del Congreso Wine Active Compounds  (WAC) celebrado en Beaune del 26 al 28 marzo de 2014.

En el portal web del ICV se puede descargar el poster presentado por el ICV (sigue este enlace)